El Viaje Que Cambió Mi Perspectiva Como Viajera

Desde muy pequeña, he tenido un particular interés y una enorme pasión por aprender sobre culturas distintas a la mía. Esas ganas de conocer los diversos estilos de vida y tradiciones, me ha llevado a lugares donde pensé que jamás podría llegar.

En este artículo, les cuento cómo mi perspectiva de viajera cambió cuando fui a Perú. Quiero comenzar por explicar cómo este país, con su inmensa diversidad ecológica, se adentró en mi cabeza y nunca abandonó mis pensamientos hasta que tuve la oportunidad de visitarlo.

Cuando tenía alrededor de 9 o 10 años, tomé una clase de Historia con un maestro que, para mí, ha sido de los mejores en su materia. Su manera de relatar y enseñarnos sobre los incas, sobre cómo contribuyeron y sobre cómo aún continúan inspirando a través de su creación más importante, Machu Picchu, hizo que mi interés creciera y se fortaleciera más conforme pasaban los años.

Así que mi regalo de graduación al culminar mis estudios de bachillerato fue mi viaje a Perú.

Mis expectativas eran muy altas y, esto no es algo que recomiendo al viajar, pues corres el riesgo de que sea otra realidad. Sin embargo, con Perú fue mejor de lo que yo esperé, su gente, los increíbles paisajes, las grandes montañas, la gastronomía local y su historia fueron la combinación perfecta para que me enamorara de este país. Es de esos lugares a los que quieres volver y repetir mil veces.

Perú es más que una maravilla del mundo moderno. Es su naturaleza andina, su respeto y su amor por la misma; es su calor humano y su amabilidad para con quienes le visitan. Tampoco quiero decir que todo es perfecto; debemos ser conscientes de que el alza en el nivel de pobreza ha aumentado en exceso durante los últimos años. Sin embargo, el optimismo de su gente y sus deseos de luchar son aún más palpables en la sociedad peruana.

Como viajera, aprecio todo tipo de viaje: los de hoteles todo incluido, los de aventuras, los de conocimiento cultural. ¡Pero siempre hay una preferencia! Y esa preferencia es la montaña. Mi corazón se inclina hacia los paisajes infinitos, la conexión directa con la naturaleza, la concientización sobre el medio ambiente. Eso es lo que me llena y ha sido lo que ha cambiado mi perspectiva como viajera.

En tu próximo viaje, pregúntate “¿por qué viajo? ¿viajo para llenar mi interior, o simplemente viajo para llenar los ojos del espectador?” ¡Te aseguro que tus viajes no van a ser los mismos y aprenderás a apreciar cada instante de una mejor manera!

Editado por: Valeria González

Experiencias

10 Comments Leave a comment

  1. Las fotos y videos que publicabas de ese viaje me enamoraron más de este país. Sin duda uno de los mejores destinos que todo el mundo tiene que visitar. Buen post!!

  2. Te has convertido en mi inspiración ❤️ So Proud!
    Con estas fotos y experiencia tengo que poner a Perú en mi lista ✈️🇵🇪

Leave a Reply

%d bloggers like this: